EL CONGRESO APRUEBA EL REGRESO A LA SANIDAD UNIVERSAL

by Nerea San Miguel

Madrid, 6 de septiembre de 2018

El pleno del Congreso de los Diputados ha convalidado este jueves el Real Decreto 7/2018 sobre el acceso universal al Sistema Nacional de Salud (SNS), que fue aprobado el pasado mes de julio por el Consejo de Ministros, y en el que se establece que todas las personas residentes en España, independientemente de su situación administrativa tengan la posibilidad de ser atendidas por el sistema sanitario. El Gobierno ha tramitado este decreto como ley por el procedimiento de urgencia.

Durante el debate, la ministra de Sanidad y responsable de defender el texto, Carmen Montón, ha declarado “Supone un auténtico cambio de modelo en la atención sanitaria en España porque la titularidad del derecho a la asistencia se basa en la condición de ciudadanía y se desliga de la de asegurado”. Montón ha asegurado que, de esta manera, dignifica la acción política, elimina las desigualdades y garantiza el derecho a la sanidad, solidaridad y cohesión.

Además, la elaboración de la normativa, según ha comentado la ministra, es la respuesta a un Sistema Nacional de Salud (SNS) que se encontraba en una involución después de que el Gobierno de Mariano Rajoy aprobara el Real Decreto 16/2012, el cual suspendía el carácter universal de la sanidad y la orientaba hacía una asistencia sanitaria asegurada.

Una demanda internacional

Carmen Montón ha recordado también que, desde hace años, diferentes organismos internacionales, tales como la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Comisión Europea o el Consejo de Europa han instado a España a que se devolviese la universalidad al sistema sanitario de todos los ciudadanos.

Según establece la norma, la asistencia no correrá a cargo de fondos públicos siempre que no exista un tercero obligado al pago, o no se pueda exportar el derecho a cobertura desde su país de origen, ha querido explicar la responsable de presentar la norma, que ha añadido que el nuevo Real decreto que ha elaborado el Gobierno de Pedro Sánchez aporta “coordinación, armonización y seguridad jurídica” a todas esas personas que con el Real Decreto del anterior Partido Popular se habían quedado fuera del sistema, y para todos los profesionales sanitarios que junto con sus comunidades autónomas han intentado solucionar esta exclusión.

“La universalidad o la exclusión: esto diferencia la manera de hacer política y la visión que se tiene de la sociedad” ha destacado en su intervención la ministra, que afirma que una sociedad justa no deja a nadie atrás, y agradece a todas las personas que han luchado a lo largo de estos seis años contra la exclusión sanitaria.

El PP y Ciudadanos no comparten la urgencia al respecto

La sesión ha permitido ver todo tipo de opiniones y críticas. La convalidación de la norma ha contado con 177 votos a favor, 133 en contra y 31 abstenciones. En el caso de la votación para la propuesta de tramitarla por la vía de urgencia como un proyecto de ley, se ha producido un cuórum mayor, al obtener 336 votos a favor, ninguno en contra y una sola abstención, porque, de esta manera, se podrá complementar con enmiendas.

Sin embargo, la diputada del Grupo Parlamentario Popular María Teresa Angulo ha acusado de vende humos a la ministra, y de una elaboración irresponsable de la norma, pues traería consigo la posibilidad de abrir las puertas al turismo sanitario. La diputada ha asegurado que los ciudadanos fueron quieren votaron “no” a las propuestas socialistas en materia de sanidad en las urnas, y el propio Partido Popular fue el que tuvo que “resolver las irregularidades e injusticias que ocasionó en millones de españoles el Gobierno socialista del presidente José Luis Rodríguez Zapatero, que excluía a cientos de miles de españoles, incluidos los parados” ha defendido Angulo, que ha retado a los socialistas a convocar elecciones “si tan seguros están de sus políticas”.

Por otro lado, el portavoz de Sanidad de Ciudadanos, Francisco Igea, cuyo grupo parlamentario se ha abstenido, cree que este Real Decreto no asegura la igualdad en la asistencia sanitaria como si defiende el PSOE, ni la considera urgente ni extraordinaria.

Unidos Podemos ha solicitado que las comunidades autónomas no puedan boicotearlo, como según han afirmado, intentó hacer la Comunidad de Madrid recientemente. Asimismo, desde el PNV se pide que se reinstale la situación anterior a la aprobación del Real Decreto 16/2012 del Gobierno de Mariano Rajoy. El resto de los grupos parlamentarios ha permitido la aprobación del decreto y su trámite como ley, pero ha advertido al Gobierno de que todavía quedan aspectos por mejorar.

Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0
terminos y condiciones.

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios