RITA SEGATO: “NINGUNA LEY HA SIDO CAPAZ DE FRENAR LOS FEMINICIDIOS, ¿PUEDE EL ESTADO DEFENDERNOS?”

“Tenemos una fe estatal”, sostiene la antropóloga Rita Segato. “No es solo el número de los feminicidios, sino las formas. Nunca antes vimos un hombre matar como hoy: ese matar y rematar. Y ninguna ley ha sido capaz de frenarlos, no vemos los efectos de esas leyes. ¿Pueden los estados proteger a las personas? Pues las autoridades no entienden ni quieren entender.”

Traficantes de Sueños, La Fundación de los Comunes y El Museo Reina Sofía fueron las organizadoras de este debate, que tuvo lugar el día sábado 4 de marzo en el auditorio Sabatini del mismo museo, que se enmarca dentro de un grupo de conferencias que se realizarán a lo largo del mes en varias ciudades españolas y que coinciden con el Día Internacional de la Mujer, el día 8 de marzo.

“El objetivo de este debate no es solo tratar los feminicidios, sino las comunidades de mujeres”, afirma la moderadora. Por eso, Rita Segato y Raquel Gutiérrez, socióloga, comentan la evolución de la sociedad a través de un contexto de colonización, conquista y expropiación económica, y la forma actual de hacer política.

Segato ha observado cómo la expansión del “frente estatal, empresarial, mediático, cristiano hacia aldeas con beneficios modernos ha expandido la violencia contra las mujeres”. Lo difícil es entender por qué la dominación patriarcal anterior a la colonización tenía menos impacto que en el presente.

“El Estado tiene un ADN patriarcal por la división dual del trabajo de los hombres (política) y mujeres (espacio doméstico politizado): jerarquía dual de un espacio dual”, observa la antropóloga. “Mientras que en la sociedad moderna el espacio doméstico se transforma en íntimo y privado. El espacio nuclear se despolitiza. Antes la gente se metía en tu vida y te salvaba, ahora nadie te ayuda”, concluye.

“TODAVÍA VIVIMOS EN LA PREHISTORIA PATRIARCAL DE LA SOCIEDAD”

Mientras que la antropóloga establece esa evolución de la violencia hacia las mujeres desde las sociedades de organización más simples para comprender la situación actual, Raquel Gutiérrez establece el plano en la forma de hacer política desde que las mujeres participan directamente en ella.

En este contexto, “en cuanto las mujeres aparecen en la política, su función se limita a apoyar, soportar y solventar los errores de los compañeros”. Estos no las escuchan y surge un malestar de las féminas sobre la forma de hacer política. Y esto solo tiene una explicación según la socióloga: “los compañeros quieren restituirlas al lugar anterior”.

La forma de hacer política que proponen las mujeres es “diferente a la empleada hasta ahora: quieren establecer cosas distintas (a los hombres) que no logran convencer. No se traduce en voz.” Gutiérrez trata de explicar la “política horizontadora” como el establecimiento de compromisos de deseo colectivo, pero también de deseo individual. Pueden tacharse de políticas ambiguas porque no pretenden establecer términos de exclusión directa. “El objetivo es entender los procesos y señalar el camino para hacer las cosas.” Y para conseguir el acercamiento y transformación del problema “es esencial cambiar el lenguaje”, comenta.

Pero en una sociedad en la que el estatismo ha quedado relegado a un segundo plano, con el crecimiento económico y el poder del capital, estas mujeres reclaman una lucha “contra toda violencia machista y contra la violencia capitalista, que también causa muertes”, remarca Raquel. Por ello, Rita pide que el 8M se produzca un fin y un inicio de era.

La idea que reiteran durante su discurso es que la articulación que se cree entre las luchas pequeñas (como suelen ser las comunitarias indígenas) no tenga como objetivo ser estatal o jerárquica. “Todas las revoluciones tomaron el estado e intentaron reorientarlo, pero no lo consiguieron”, indaga Segato.

Estas dos expertas han estudiado tanto América Latina como España, por ello, Rita Segato no diferencia a España del resto de países latinoamericanos, “ambos son resultado de una conquista y el mito de la subordinación de la mujer se da con la misma estructura en países de todos los continentes”, expone.

Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0
terminos y condiciones.

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios