EL MINISTERIO DE SANIDAD CONTRA LOS MALOS “INFLUENCERS”

by Paula Ramos

Madrid, 10 de enero de 2020

El Ministerio de Sanidad está trabajando conjuntamente con Google para hacer frente al aluvión de vídeos que se difunden a través de internet en los que personas sin conocimientos médicos-los llamados influencers- recomiendan medicamentos.

influencers 1

Influencers recomiendan medicamentos a través de sus redes sociales (Foto: La Voz de Galicia)

En España, existe una ley estricta en cuanto a la publicidad de medicamentos. La legislación prohíbe publicitar aquellos medicamentos que necesiten receta. Por el contrario, los medicamentos sin receta deben ir acompañados de una referencia a la necesidad de consulta con un farmacéutico. Sin embargo, en la “era de internet” existe un vacío legal en torno al contenido que publicitan los comúnmente conocidos como “influencers”, personas conocidas en ambientes fundamentalmente jóvenes, que crean tendencia. 

En los últimos meses, las recomendaciones de medicamentos- por parte de influencers- compartidas a través de sus redes sociales, han inundado internet y se encuentran en el punto de mira.

La alerta saltó cuando el Consejo General de Colegios de Farmacéuticos (CGCF) detectó un aumento masivo de la demanda de un producto para el acné de una marca concreta. 

ANTIBIÓTICOS PARA EL ACNÉ 

Ante esta situación, los farmacéuticos decidieron investigar la causa y detectaron una gran cantidad de contenido en redes sociales que recomendaba ese producto para el acné. La preocupación de los farmacéuticos ante la situación es evidente, pues según advierten: “El producto que recomiendan para el acné es un antibiótico que requiere receta médica, su publicidad al gran público está estrictamente prohibida por la ley y su uso indiscriminado puede crear problemas de salud”.

Sin embargo, la realidad dista de ser solo una recomendación de un producto aislado para combatir el acné. Internet se ha convertido en una cuna de remedios y recomendaciones de fármacos- incluso de aquellos que precisan prescripción médica- a manos de personas sin ningún tipo de conocimiento sobre ello. El farmacéutico Guillermo Martín Melgar, alarmado por la situación decidió emplear su cuenta de twitter como medio de recopilación de la gran cantidad de recomendaciones, intentando mediante ello denunciar la situación, que considera “muy peligrosa”.

COLABORACIÓN CON LAS FARMACIAS 

Ante la denuncia del CGCF, el Ministerio de Sanidad se comprometió a estudiar la situación, procediendo a la examinación del contenido- centrándose en YouTube-. Tras ello, una portavoz de Sanidad ha afirmado: “Constatada la ilicitud de estas actividades publicitarias, por no ajustarse a los requisitos establecidos en el Real Decreto 1416/1994, de 25 de junio, por el que se regula la publicidad de medicamentos de uso humano [...] se requirió a la plataforma que de manera inmediata a la recepción de la comunicación procediera a la retirada de los contenidos o bien a hacer imposible el acceso”, asegurando que al tratarse de un “requerimiento general”, inicialmente no se han identificado vídeos concretos.

Sin embargo, el abanico de recomendaciones no se presenta solamente en YouTube. Instagram es sin duda, otra dimensión de este problema. Una realidad que para los expertos es “muy peligrosa”. Ya que, según ha afirmado Ana López Casero a TVE, “muchos de los medicamentos que recomiendan son antibióticos y la resistencia a los antibióticos es un gran problema para la salud pública. Hay otros que no son medicamentos pero que también pueden ocasionar grandes problemas para la salud como malformaciones en el feto”.

Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0
terminos y condiciones.

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios