UNA NUEVA 'SUPERTIERRA' EN LA QUE BUSCAR HUELLAS DE VIDA

by TERESA GUERRERO

EL MUNDO http://www.elmundo.es/ciencia-y-salud/ciencia/2017/04/19/58f65554e2704e6e348b45b8.html

La cantidad de planetas fuera del Sistema Solar (exoplanetas) descubiertos comienza a ser abrumadora, hasta el punto de que los anuncios se producen prácticamente cada semana. La revista Nature presenta en su número del 20 de abril un mundo rocoso situado a 40 años luz que, según sus descubridores, podría ser "el mejor candidato para buscar indicios de vida" fuera de nuestro sistema solar.

Este mapa muestra la ubicación de la estrella LHS 1140 en la débil constelación de Cetus (el monstruo marino).

¿Por qué es especial este nuevo planeta, denominado LHS 1140b? Además de estar en la zona habitable de su estrella, es decir, a una distancia que le permitiría teóricamente tener agua en estado líquido, los científicos creen que las condiciones actuales de su astro son particularmente favorables para que pueda albergar vida. "Si pensamos en que la radiación de alta energía procedente de la estrella podría ser perjudicial para la vida y dejar sin agua al planeta, sin duda es fantástico que la estrella anfitriona del planeta LHS 1140b sea tranquila en esas longitudes de onda y, según parece, no emita llamaradas", explica a EL MUNDO Jason Dittmann, investigador del Centro de Astrofísica Harvard-Smithsonian (Cambridge, EEUU) y autor principal de esta investigación, realizada con instrumentos del Observatorio Europeo Austral (ESO).

La estrella LHS 1140 es una enana roja, es decir, es mucho más fría y pequeña que el Sol (su tamaño es una quinta parte y su masa, de un 15% la de nuestra estrella). Pero comparada con otras enanas rojas (como Trappist-1, la estrella situada a 40 años luz que alberga siete exoplanetas descubiertos recientemente), LHS 1140 gira más lentamente y emite menos radiación de alta energía que otros astros con baja masa parecida.

Tanto Próxima Centauri (la estrella más cercana a la Tierra, alrededor de la cual se descubrió el pasado agosto el planeta Próxima b, a cuatro años luz) como Trappist-1 "parecen ser mucho más activas y emiten llamaradas con más frecuencia, así que definitivamente estamos ante una situación más favorable", argumenta Dittmann a través de un correo electrónico.

El nuevo mundo descubierto en la constelación de Cetus (el monstruo marino) se considera una supertierra porque tiene un diámetro de casi 18.000 kilómetros, lo que supone 1,4 veces el de la Tierra. Su masa es siete veces mayor a la de nuestro planeta, y su densidad también es mucho mayor lo que, según explican sus descubridores, significa que probablemente es rocoso y con un núcleo denso de hierro. Asimismo, piensan que hace millones de año el planeta pudo haber tenido un océano de magma en su superficie, que habría proporcionado vapor a la atmósfera cuando la actividad de la estrella hubiera disminuido. De este modo, proponen, habría recuperado el agua que quizás perdió cuando la estrella estaba en su fase más activa. -40ºC en su superficieAunque el planeta está 10 veces más cerca de su astro que la Tierra del Sol, recibe la mitad de luz de su estrella que la que nos llega a nosotros.

Por lo que respecta a las temperaturas que habría en la superficie del planeta, Dittman dice que, basándose solamente en la cantidad de luz que el planeta recibe de su estrella, han estimado que habría unos -40ºC: "Es mucho frío. Sin embargo, la Tierra también sería mucho más fría si no tuviera una atmósfera que contiene importantes cantidades de gases de efecto invernadero (agua y dióxido de carbono)", afirma."Si LHS 1140b tuviera una atmósfera como la de la Tierra, con abundante agua y CO2 para mantenerla caliente, podría ser un mundo tan templado como el nuestro, con océanos de agua líquida que contribuyeran a mantener una temperatura agradable y estable.

Esto es lo que esperamos encontrar cuando buscamos un planeta que se parezca a la Tierra", detalla el astrofísico. Precisamente un aspecto crucial que ya han empezado a investigar con la ayuda del telescopio espacial Hubble es determinar si, como parece, el planeta tiene atmósfera: "Pensamos que las condiciones actuales son propicias para que haya una atmósfera estable. Lo que nos preguntamos ahora es si la tuvo en una época más temprana de su historia", señala. "El telescopio espacial James Webb, que será lanzado el año que viene, será capaz de detectar agua, metano, CO2 y potencialmente ozono en ese planeta, además de decirnos realmente cómo es su atmósfera".El planeta nació hace 5.000 millones de añosSegún los cálculos de los astrónomos, este planeta nació hace al menos 5.000 millones de años. ¿Cómo lo saben? "Debido a que LHS 1140 es una estrella inactiva que rota muy lentamente, podemos estimar la edad del sistema.

Al principio de su vida, todas las estrellas con baja masa rotan rápidamente y van haciéndolo más lentamente a medida que envejecen, así que podemos calcular la edad del sistema basándonos en que está inactiva y gira despacio", explica el científico. Los siete exoplanetas del sistema de la estrella enana roja ultrafría Trappist-1, cuyo hallazgo fue anunciado el pasado mes de febrero, también se encuentran a 40 años luz de distancia aunque, según aclara Dittman, "los dos están a la misma distancia de la Tierra pero desafortunadamente no están próximos entre ellos en el cielo". El investigador admite sentirse "muy emocionado" por descubrir más información en el futuro tanto de la estrella LHS 1140 como de Trappist-1 y poder intentar responder a cuestiones como en cuáles de estos mundos que albergan es más probable que haya vida.

¿Cómo cree que sería esa vida? "Ahora mismo, pensamos que la vida que podríamos detectar fuera del Sistema Solar sería similar a la que tenemos en la Tierra. Es decir, esperamos que respire y produzca oxígeno y CO2, que haya vida oceánica como la hay en la Tierra y que también hubiera plantas creciendo", enumera el investigador. "Realmente no sabemos cómo será, pero nuestros primeros pasos encaminados a comprender cómo es la vida en el Universo van a ir en la dirección de buscar algo que se parezca a nosotros", concluye.