LECCIONES DE MIGUEL HERNÁNDEZ

by JEAN PIERRE GUTIÉRREZ

75 años después de su muerte, el estudio de su legado abre paso al descubrimiento de nuevas realidades

Su sensibilidad poética, el amor por la naturaleza y lo cotidiano, los valores que trasmiten sus versos y la universalidad de sus mensajes. Estos elementos son los que hacen posible que, tres cuartos de siglo después de su muerte, Miguel Hernández siga atrayendo a fanáticos e investigadores que, a través del estudio de su legado, puedan definir las características y personalidad del poeta en cada una de sus etapas como escritor. Precisamente el estudio que se mantiene en torno a su figura y el conmemorativo aniversario del poeta motivó a José Manuel Carcasés y Ana Gavín dirigir el curso Saber escribir. De la literatura al periodismo digital-Miguel Hernández en el 75 aniversario de su muerte, organizado por la Universidad Complutense de Madrid  del 3 al 7 de julio en San Lorenzo de El Escorial

Ficha resumen. Legado de Miguel Hernández_ Foto: Jean Pierre Gutiérrez 

A través de las distintas jornadas, los distintos invitados evocaron la corta trayectoria del poeta nacido en Orihuela en 1910. De padres pastores y sin acceso a estudios por dedicarse a la cría de ganado, Miguel Hernández se refugiaba cada tarde en las bibliotecas para leer a los grandes clásicos del siglo de oro: Góngora y Cervantes, que inspiraban su poesía durante sus primeros versos.

En esta línea, el primero en intervenir fue Jesucristo Riquelme, escritor experto en Miguel Hernández, quien afirmó “Miguel Hernández pasó de ser un poeta solidario a ser un poeta solitario”. El ponente, en su conferencia “Archivos, epistolarios, rejas y lecheras: la obra completa de Miguel Hernández, creador de mundos poéticos”, resaltó la evolución literaria que mantuvo el poeta, al que describió como un “inconformista social” que intentaba buscarse la vida como escritor. La única forma de hacerlo, según el propio Hernández, era a través de la cultura.

Valores humanos de Miguel Hernández

El escritor alicantino Francisco Escudero, coordinador del Comité del 75 Aniversario de Miguel Hernández y principal artífice para que este año fuera declarado “año hernandiano”, ensalzó los valores poéticos y humanos que transmite el trabajo del autor homenajeado, considerado universal por romper las barreras geográficas y utilizar un lenguaje útil para cualquier generación.

Escudero citó las características de la obra del poeta de Orihuela destacando la sensibilidad, profundidad y universalidad que contienen su poesía, y se refirió a la evolución de sus poemas en sus distintas etapas, desde muy temprana edad hasta sus últimos días en prisión. “Cuando Miguel Hernández era joven le componía a las cosas que le rodeaban, en Madrid amplió su visión del mundo y compuso Perito en Lunas y durante la Guerra Civil puso su literatura al compromiso social”, declaró.

Gran presencia internacional  

El escritor alicantino celebró la importancia que la figura de Miguel Hernández ha adquirido en la actualidad, dentro y fuera de nuestras fronteras. “Cada vez más hay un interés creciente en el exterior por la literatura de Miguel Hernández. En Moscú hay un Instituto de Educación Secundaria con el nombre Miguel Hernández” resaltó. En España, se dedican más de 2.500 actividades a la personalidad del poeta, entre ellas conferencias, seminarios, exposiciones y conciertos, y en todo el mundo, se han producido unas 200 acciones en 40 ciudades.

De todos los desplazamientos externos que Escudero ha realizado para ensalzar la figura de Miguel Hernández, el ponente destacó el que realizó a Chile. En este país, afirmó, la figura del poeta de Orihuela está relacionada con la de uno de sus héroes nacionales, el escritor Pablo Neruda. Por ello, el polideportivo donde se celebró el acto, en Santiago de Chile, se quedó pequeño, ante la presencia de 3.000 personas que abarrotaron el recinto.

El escritor Francisco Escudero. Foto: Jean Pierre Gutiérrez 

La digitalización del legado abre nuevas vías de investigación

5.405 registros, entre ellos cartas, libros, manuscritos, cuadros, discografías, objetos personales, partituras y prensa, y que se pueden consultar en Internet a través de la página de la diputación de Jaén. Este es, según el ponente, el actual legado de la obra de Miguel Hernández.

Dos días después, el gerente del Instituto de Estudios Giennenses (IEG) Salvador Contreras afirmó que la digitalización del legado del poeta de Orihuela abre nuevas posibilidades de investigación sobre la figura y obra de este poeta universal. Así, el análisis de su correspondencia, la publicación de inéditos o la realización de estudios grafológicos sobre sus manuscritos permiten conocer el estado anímico del poeta.

Contreras explicó que recientes estudios de la obra del autor alicantino parecen confirmar que Miguel Hernández “nunca padeció abatimiento ni depresión” durante su etapa carcelaria, pero sí padeció de “cansancio progresivo” que fue intensificándose a medida que pasaba el tiempo.

Una clausura con un recital honorario

En el acto de clausura del curso, el actor teatral Pepe Martín, seguidor de Miguel Hernández, quiso participar a su manera en el homenaje al poeta, mediante un recital. Para ello, realizó una selección exhaustiva de los poemas más importantes del escritor alicantino para describir su biografía, y declaró que Hernández es uno de sus poetas de cabecera.

“La enseñanza de Miguel Hernández es, ante todo, la vida de un hombre honesto, libre, comprometido con sus ideas y que jamás hizo daño a nadie. Es un hombre lleno de ternura y bondad por eso le costó con vivir. En las obras de Hernández vemos unas cualidades muy poco frecuentes hoy día. A nivel personal me conmueve siempre que leo, releo o recito sus poemas. como verás me sé todos sus poemas. Cuando leo Hernández me alimenta esa profundidad que tiene en sus versos, ese lirismo que contienen sus obras” declaró después de su intervención en el recital.

Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0
terminos y condiciones.

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios